Palabras de presentación del presidente Leonel Fernández

Por: Fausto Rosario Adames, director de CLAVE

Muchas gracias por acompañarnos en esta conferencia magistral del señor presidente de la República, doctor Leonel Fernández Reyna.

Media Team Dominicana y sus dos medios periodísticos, el semanario Clave y el diario electrónico Clave Digital, agradecen sinceramente la acogida del doctor Fernández y de ustedes a nuestra invitación.

Una pregunta interesante: ¿Por qué el presidente es invitado a tratar un tema para especialistas, como el de los medios de comunicación, cuando es un hombre de Estado, y líder de un partido político?

Otra pregunta parece obvia ¿Por qué una empresa de medios de comunicación quiere debatir el tema de la responsabilidad de los medios de comunicación con la democracia moderna y para ello invita al doctor Fernández?

Responderé ambas preguntas, y con ello concluyo:

Tuve la suerte, a mediados de los años 80, de compartir las aulas de la Universidad Autónoma de Santo Domingo, con el doctor Fernández. El como profesor de Sociología de la Comunicación, y yo como uno de sus alumnos. Los debates que tuvimos fueron muchos, incluyendo temas de extraordinaria actualidad hoy, pero en los que siempre el profesor se situaba como una de las personas mejor informadas en el debate teórico sobre el papel de los medios de comunicación –fundamentalmente- en la fijación de la agenda pública.

Y así, nos orientaba con énfasis, digamos que casi obligaba a sus alumnos a descubrir posiciones más interesantes y profundas que las que planteaba o proponía Camilo Taufitt en su texto “Periodismo y Lucha de Clases”, que era una referencia casi bíblica para quienes teníamos inquietudes sociales y políticas.

Fue con Leonel Fernández que descubrimos los aportes de Lois Althusser sobre el papel de los medios de comunicación, como parte de los aparatos ideológicos del Estado, en una sociedad cada vez más compleja y más influenciada por las crecientes tecnologías de los ochenta, cuando desconocíamos el Internet y los grandes adelantos tecnológicos que nos llegarían años después.

Fue Leonel Fernández quien nos mostró, y nos impulsó, en el conocimiento de los aparatos simbólicos del poder a través de textos como los del profesor Harry Prost, y quien con su incesante búsqueda de información nos animó a ser mejores profesionales del periodismo. El nos animó a conocer al escritor polaco Jerzy Kozinsky, quien con una corta y hermosa novela ponía al descubierto el extraordinario poder de la televisión, al colocar en las más altas instancias de poder de Estados Unidos a un sencillo jardinero que apenas conocía el mundo a través de los mensajes de la pantalla chica.

Quisiera revelar que aquellos debates nos indujeron a salir de las aulas a investigar más de lo que el programa académico permitía, y con entusiasmo él, con los profesores Rafael Núñez Grassals, José Luis Sáez y Diógenes Céspedes, creamos el Círculo de Estudios de la Comunicación, un espacio de debate sobre los temas comunicacionales de la República Dominicana.

El doctor Fernández deberá de recordar que, con motivo de la crisis o poblada de 1984, realizamos un análisis simbólico y comunicacional sobre los factores de mayor interés de aquellos terribles acontecimientos, y posteriormente debatimos el tema de la arquitectura dominicana y los símbolos políticos y de comunicación que de ella se derivaban.

Una segunda revelación, esta personal, es que por la influencia que tuvo entre los que fuimos sus alumnos, cuando terminé la carrera de comunicación social, ingresé inmediatamente a estudiar sociología en la misma facultad en la que el doctor Fernández era uno de sus más jóvenes profesores.

Y el resultado está a la vista de todos: sus alumnos nos dedicamos a hacer periodismo, y el doctor Fernández se dedicó a la política. Nosotros seguimos siendo periodistas y él se convirtió en presidente de la República.

Sabemos que su interés por la comunicación ha ido creciendo. Su tesis de doctor en derecho en la Universidad Autónoma de Santo Domingo la escribió sobre “El delito de Opinión Pública”, texto que al ser evaluado fue recomendado por el jurado para ser publicado por la universidad estatal.

No dudamos del interés del profesor Fernández por los temas comunicacionales, y cada cada vez que alguien hace un estudio o una encuesta sobre medios de comunicación, gentes cercana a él comienza a buscar los documentos. Y uno sospecha de su avidez. Por ejemplo, Media Team Dominicana realizó un estudio sobre hábitos de lectura de periódicos, en el que el profesor tuvo interés al enterarse de la existencia de ese documento realizado por el CIES. La propia FUNGLODE ha realizado varios estudios sobre hábitos de lectura y en particular ha estudiado los medios de comunicación, y uno sigue sospechando que el profesor es un instigador de esas investigaciones.

Por eso, y por la experiencia particular que él ha acumulado en casi ocho años de ejercicio en la presidencia de la República, que sospechamos no se trata de un cargo fácil de desempeñar, y por 12 años de ejercicio político de poder, esa combinación de sociólogo comunicacional, abogado y político, lo convierten en el mejor expositor sobre el tema que nos reúne en esta mañana.

La segunda respuesta es más breve:

En primer lugar porque somos el más joven de los medios de comunicación de la República Dominicana. Y llegamos con el firme propósito de establecernos y quedarnos, apoyando con todas nuestras fuerzas el sistema democrático, fortaleciéndolo con nuestra labor, incidiendo y aportando en el debate público nacional y criticando y cuestionando las acciones de los sectores públicos y privados que se desvíen de las leyes y del objetivo fundamental de mejorar las condiciones de vida de cada ciudadano y ciudadana de este país.

En ese sentido, valoramos el clima de libertad de expresión y difusión del pensamiento, apoyamos todos los esfuerzos para mejorar la calidad del ejercicio periodístico, el Estado de Derecho, el respeto a los derechos fundamentales de la persona, la reforma judicial, los acuerdos que mejoran el respeto a la institucionalidad y que auspician la transparencia de los sectores público y privado.

Nuestro compromiso es servir a la causa de la mejor tradición periodística, afincada en los grandes valores de la humanidad que se resumen en tres palabras: la libertad, la verdad y la justicia.

Y para ello hemos levantado unos presupuestos periodísticos y éticos que se resumen claramente en los documentos “Prontuario de Redacción y Estilo”, “Valores Estratégicos” y “Código de Conducta”, con la conciencia de que son muchos los riesgos a los que estamos expuestos, pero con la firme decisión de contribuir a que en el país haya un buen clima de información, de transparencia informativa y de apego y respeto al lector, al ciudadano, al protagonista de la información, y a todos los que son objeto y sujeto de la empresa periodística.

Dijimos, con la salida del semanario Clave hace un año, que el buen periodismo no impone verdades, sino que las propone, y que en los medios de Media Team Dominicana jamás intentaríamos imponer nuestras verdades, que las tenemos como parte de un grupo empresarial que ha creído y cree en la República Dominicana, pero que nadie podría impedir que insistamos en proponerlas.

Con motivo de nuestro primer año, que cumplimos en marzo pasado, quisiéramos agradecer el apoyo de los lectores de nuestros medios, el apoyo de los anunciantes y las agencias publicitarias, y la comprensión de todos los que han sido testigo de nuestra brega cotidiana por hacer un mejor periodismo para conseguir un mejor país.

Muchas gracias.

25 de abril, 2007

Publicado en